23. En el techo

No merecía la pena un insulto,
ni tan sólo escalar paredes
para descubrir la lisura,
no, no era eso, era la esperanza
de temblores inquietos, de numerar planetas.
Conociendo tanto temor
se desentendía el destino,
en el techo corrían huérfanas las neuronas.

En el techo
Foto de Jason Corey (Life)

Ocho de agosto

Erase una vez, en un país no muy lejano, unos años que la lluvia no quería caer, luego a las ranas le salieron alas y a los peces pies, luego los hombres tenían sed y sus cosechas se secaban sin remedio, luego el invierno sería duro.
Cuando un día, una nube se apiadó de las gentes y los animales y venciendo un esfuerzo sobrenatural empezó a manar agua como una fuente.
Eso ocurrió un día 8 de agosto y los campesinos se arrodillaron y besaron el agua de los charcos y la tierra.

8. Sueño

Tengo sueño, cerrar los ojos,
amodorrarme, mucho sueño,
lejos de las llamadas,
lejos de la impaciencia.
El destino es el juego
donde perder es más difícil,
tanto, que el ángel que me guía
a través de la oscuridad,
cálido, transparente
y cuajado de estrellas invisibles,
tiene valor para dormirse.

Sueño
Foto de Eder López (Dulce sueño)