13. Comunicación

Es una moto, estoy segura,
no, son dos motos y se van, seguro,
es un perro, ladra, se calla,
un coche y otro coche
ruedan la calle de adoquines,
los pájaros descansan en los árboles
y las ventanas, muy cerca unas de otras,
se cuelan y se mezclan
en los canales de televisión,
las sillas se levantan
y cambian de lugar,
e incluso los tacones
recorren las habitaciones
y se cierra una puerta.
Son, a pesar de todo,
las doce de la noche,
los relojes a veces
no sirven para nada.
Y creo que al volver la esquina
un tren se llevará mis huesos
y los conducirá esquivo
lejos de la ciudad total
y quiero creer que el amor volverá
a reclamar mi cuerpo para siempre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s